Antonella Ermellino entrevistada por Carmen Villar Fernández [4ºB ESO]

“Ha sido muy importante para mí encontrarme en el Neira Vilas como en casa desde el principio”

Carmen Villar e Antonella Ermellino
Carmen Villar e Antonella Ermellino

Antonella Ermellino ten trinta e un anos, ven de Italia. Nacida en Crispiano, cerca de Tarento na rexión de Puglia, é licenciada en linguas estranxeiras pola Universidade de La Sapienza en Roma, é máster en xestión e organización de eventos artísticos e culturais. Como técnica en xestión cultural ten organizadas numerosas actividades, entre elas: exposicións de arte, concertos, xornadas e conferencias en varios sitios de Italia.
Foi Asesora de Linguas durante o curso 2011-12 no Instituto Xosé Neira Vilas

Entrevista

¿Cómo te decidiste a venir a España a trabajar cono auxiliar de Lenguas?
En realidad alguien lo hizo por mí. De hecho he estado haciendo otro tipo de trabajo que era organización de eventos en el mundo del arte; cuando recibí la carta de aceptación ya casi no tenía esperanzas ya que era difícil obtener el puesto ya que depende de la Comunidad Europea y ya casi me había olvidado… acepté y ahora estoy aquí muy contenta de haber podido conseguir este puesto.
¿Qué fue lo más difícil para ti cuando dejaste Italia para venir a España?
Lo más difícil fue alejarme de mi familia y de mis amigos.
¿Cómo fue tu primera impresión de este Instituto?
Tuve una impresión positiva desde el primer momento porque me parece que el IESP “Neira Vilas” tiene una dimensión ideal y además me acogieron de una manera muy amable. Ha sido muy importante para mí encontrarme como en casa desde el principio.
¿Qué destacarías del Centro?
El nivel académico es muy bueno, hay una dotación muy interesante: salas de ordenadores, aulas-materia. La ratio de alumnos por aula hace que se pueda trabajar muy comodamente, además se hacen desdobles en las clases de idiomas y en las aulas plurilingües. Me parece que hay muy buenas relaciones con los padres y buen ambiente de trabajo. Los profesores tienen una gran disponibilidad con el alumnado.
¿Qué más te ha llamado la atención del Centro?
Si tengo que elegir diría: la preparación, la simpatía, la generosidad del profesorado y por supuesto la espontaneidad y energía del alumnado.
Estuviste, además de las clases de francés, dando clase a alumnos y profesores de italiano ¿Crees que ha valido la pena?
No sólo valió la pena sino que ha sido un honor par mí. Se lo agradezco a todos los que han participado renunciando a los recreos por compartir estos momentos en los que yo también crecí mucho.
¿Aparte de ser lectora de francés en este Instituto estás haciendo algún estudio más?

No he tenido tiempo a ampliar mis estudios ya que me ha ocupado mucho tiempo el trabajo en mis clases… aunque nunca en la vida se acaba de estudiar y de conocer cosas nuevas.
¿Cómo ha sido la experiencia de viajar a Roma con los alumnos del “Neira Vilas”?
Creo que fue un sueño tanto para mí como para ellos. Roma es una ciudad que amo desde la primera vez que la vi. Durante el viaje he podido mirarla con ojos de turista y me gustó la idea de poder mostrar al grupo los sitios que tanto me gustan.
¿Qué es lo que más te ha gustado de ese viaje?
Probablemente el primer día por la cara de maravilla de los alumnos que estuvieron allí por primera vez y por la noche pasada con los chicos y mis amigos italianos.
¿Alguna vez has pensado en quedarte a vivir aquí en Galicia?
Sin duda sí. Pero, como digo, siempre es un lujo hoy poder elegir donde vivir. Nuestra generación, de todas maneras, podrá vivir en donde haya trabajo.
¿Piensas volver aquí a España de visita?
Por supuesto porque ha dejado aquí un pedazo de mi corazón. Me gustaría, si me permites, dar las gracias a todos, al director, a Esther y María José, a los profesores, a los alumnos y sus familias y a mi compañera lectora Manón que ya se fue. Gracias también a mis tutores, guías y amigos: Carlos, Isabel, Carmen y Xosé Antón. ¡He tenido mucha suerte de conoceros a todos!
Y gracias a ti por hacerme este entrevista, eres toda una periodista.